Adrenalina y acción. 14 deportes extremos, un escape de la rutina. - Blog Viajero, Weekend Santander

Adrenalina y acción. 14 deportes extremos, un escape de la rutina.

Por:

Fecha: 5/1/2019



¿Cuántas veces te has dicho a ti mismo que necesitas un descanso, un break, hacer algo diferente, empezar a vivir más?, ¿cuántas veces te has dicho que debes disfrutar tu vida?... Posiblemente muchas, entonces, ¿por qué seguir aplazando ese merecido descanso? Bueno, pues con ese pensamiento decidí sumarle una aventura a mi vida, empacar una maleta ligera y salir rumbo a un hotel en San Gil. Mi primera parada, un hotel conectado a la montaña que da la sensación de pertenecer a ella, Hotel Terrazas de la Candelaria. Mi segunda parada, como lo dice el título, adrenalina y acción, sería en el Páramo de la Salud practicando deportes de aventura y ya te contaré por qué.


Naturaleza y confort


Si estás en Bucaramanga, necesitas recorrer 49 kilómetros para llegar al hotel Terrazas de la Candelaria, ubicado a las afueras del municipio de San Gil. El escape de la rutina comienza subiendo por la montaña para llegar al hotel, sientes como vas dejando atrás el ruido de la ciudad y empiezas a respirar un mejor aire. Si llegas en carro propio, no te preocupes, el hotel cuenta con parqueadero. Una vez realizado el check in, ya puedes empezar a disfrutar del hotel, de su piscina al aire libre, del baño turco y de la bañera de hidromasajes, pero no sin antes pasar al restaurante, ya sabes “Barriga llena, corazón contento”. El restaurante está construido en Guadua, tiene vista a la piscina y a la montaña. Su aspecto tradicional, te hace recordar tus raíces colombianas, y ¿qué decir de la comida?, está para chuparse los dedos. Ten en cuenta que el servicio de cena va hasta las 8:30 p.m.




Una vez instalado en la habitación, te vas a enamorar de su estilo acogedor y amigable con el medio ambiente, te hace sentir parte del ecosistema, parte de la montaña de San Gil. El hotel cuenta con su propia planta de tratamiento de agua, reafirmando su compromiso ambiental. Todas las habitaciones cuentan con baño privado, TV de pantalla plana, canales internacionales, y si se te ofrece algo, no te preocupes, el alojamiento pone a tu disposición recepción 24 horas.


Después de recorrer y conocer el hotel, decidí que la noche es joven y hay que disfrutarla, tienes la opción de ir al bar del hotel, tomarte algo, conocer a otros huéspedes e iniciar tu propia fiesta, también puedes ir a San Gil a puebliar un rato, ir a una discoteca o simplemente quedarte en tu habitación y descansar.


Al siguiente día, después de una noche de diversión y descanso, estoy lista para dejar el hotel e ir a mi segunda parada, pero primero, mi desayuno.


La verdad me fui un poco arrepentida de no tener más tiempo, pero si tu lo tienes, te recomiendo algunas actividades que puedes realizar para hacer tu estadía más memorable. Puedes hacer caminatas a la montaña, montar a caballo, pescar, incluso visitar pueblitos cercanos como Barichara y Curití.


Con la promesa de volver, le digo adiós al Hotel e inicio mi viaje al Páramo.


El Páramo de la Salud